Programa antitabaco de MUFACE

    Para tener acceso a esta terapia se precisa una prescripción médica (receta) y la aportación del usuario será del 30%.

    20/01/2020.
    MUFACE garantiza a sus mutualistas la posibilidad de seguir una terapia antitabaco cuando cumplan los requisitos para ello.

    MUFACE garantiza a sus mutualistas la posibilidad de seguir una terapia antitabaco cuando cumplan los requisitos para ello.

    Desde el 1 de enero de 2020 se han incluido en la financiación del Sistema Nacional de Salud (SNS) determinadas presentaciones de dos medicamentos para la deshabituación tabáquica: Champix® (Vareniclina) y Zyntabac® (Bupropion). Su financiación será como máximo de tres envases por paciente y año. Para tener acceso a esta terapia se precisa una prescripción médica (receta).

    Siempre de acuerdo con lo previsto en la cartera de servicios del Sistema Nacional de Salud, MUFACE garantiza a sus mutualistas la posibilidad de seguir una terapia antitabaco cuando cumplan los requisitos para ello, tanto si han elegido Servicio Público de Salud como si su elección ha sido la de entidad concertada. Para establecer un protocolo de actuación en la terapia antitabaco para los mutualistas que han elegido entidades concertadas se ha creado un Programa Antitabaco de MUFACE. Existen además otros programas o protocolos para determinados colectivos, que también están disponibles y son válidos.

    Como se ha dicho antes, para tener acceso a esta terapia se precisa una prescripción médica (receta) y la aportación del usuario será del 30%, como en cualquier receta de medicamentos.

    Procedimiento para mutualistas que ha elegido entidad concertada

    Los mutualistas de adscripción a una Entidad de Seguro deben acudir a un Médico de Atención Primaria (MAP) quien, tras un primer contacto y valoración de determinadas características que deben cumplir los pacientes, determinará su posible inclusión en la financiación del tratamiento de la deshabituación tabáquica.

    Una vez que su MAP ha decidido prescribir uno de estos medicamentos, ha de acudir a su Servicio Provincial (SP) con el informe médico o modelo de prescripción y la receta. El Servicio Provincial validará dicha receta con un sello y fecha, teniendo una validez de 10 días desde dicha fecha.

    Procedimiento para mutualistas que han elegido Servicio Público de Salud

    Los mutualistas de adscripción al Servicio Público de Salud (SPS) correspondiente seguirán las normas de inclusión en el programa de estos SPS. En cuanto a las recetas, en aquellas comunidades autónomas (CCAA) que tengan implantada la receta electrónica no es necesario ningún control por parte del Servicio Provincial de MUFACE. Por el contrario, en aquellas CCAA que no tengan todavía implantada la receta electrónica para los mutualistas, será necesaria la validación de la receta por parte del Servicio Provincial.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.